Dreamland 6×04


SCULLY: Don’t you ever just want to stop? Get out of the damn car? Settle down and live something approaching a normal life?
MULDER: This *is* a normal life.

Recientemente Chris Carter comentó que pese a que Jose Chung’s from Outer Space le parecía un episodio arriesgado, era Humbug con el que se había sentido más nervioso porque era el primero en su especie y no sabia como reaccionaría la gente riendo en X-Files.

Con respeto por el gran jefe, yo opino que el capitulo más arriesgado fue Bad Blood y puedo sentir los ¿Qué? En el ambiente, pero me parece que la historia de vampiros en Texas fue el acto más arriesgado dentro de la comedia, porque es comedia pura y fue la que de alguna manera le abrió la puerta a la temporada más light de la serie, esta sexta temporada y por supuesto, a Dreamland.

Los episodios de comedia antes de Bad Blood fueron escritos por Darin Morgan (cuatro de cinco) quien tenía un estilo bastante particular. No era 100% comedia, era lo que algunos llaman comedia de horrores, un humor  mas bien negro, donde encajaba una situación seria y la comedia la envolvía.

Bad Blood es una comedia más directa, más física y sin el tono moralizante o reflexivo que lograba imprimirle Morgan a sus historias.

Como se dice, esto no es ni bueno ni malo, solamente diferente (o mejor, para unas personas es bueno, para otras es malo), pero si veo ahora un riesgo al dejarle la puerta abierta a la comedia de situación en la serie aunque responda a la necesidad y pedido del fandom en poner a sus personajes a hacer cosas diferentes , a cruzar limites.

Supongo que teniendo a unos personajes tan tremendamente definidos, se los podía poner de agentes encubiertos en un suburbio de lujo jugando a la casita y nada malo podía pasar (oh, wait…).

Dreamland fue la declaración oficial de intenciones de que esta sexta temporada tenia como orden ser más ligera. Llevar a Mulder y Scully a otros escenarios y mostrarlos bajo otro lente, divertirse con ellos, unas vacaciones por decirlo de alguna manera.

Aunque si vemos el teaser no creemos mucho que esto va ir de risa, de hecho comenzamos con una reflexión bastante interesante de parte de Scully.

La historia comienza con otra escapada de Mulder de su trabajo tedioso irse a buscar los misterios del universo, aunque al menos esta vez lleva a Scully, tal vez como precaución si el mundo se ve amenazado en una grieta espacio tiempo.

Pero ella piensa más bien en otra cosa mientras recorren la carretera por la noche. En ese corto tramo podemos ver una divagación bastante existencial (dicha en tono no tan existencial, guiada en tono no tan existencial, pero que si, que es existencial) que resume muy bien su personaje. Ella quiere bajarse del carro (Get out of the damn car), tener una vida, una serie de ilusiones que la gente normal quiere, pero no se baja, de hecho se sube y viaja con su compañero todo el camino.

De hecho está ahí y sabe perfectamente que van a hacer. Reunirse con un contacto relacionado con el Área 51 y sabe perfectamente que les puede resultar simplemente un trekie.

La pregunta realmente Scully no es porque Mulder no se baja del carro, es ¿por qué tu no? Y Mulder le perdona esta contra pregunta.

Pero aunque sepamos las respuestas, bien vale hacerse las preguntas. Y en una relación como esta donde no se comenta mucho la intimidad (es la hora que lo de aquel pasillo en el verano no ha sido ventilado) es interesante que se comiencen a hacer este tipo de discusiones.

Esta pregunta que le hace a su compañero de si no ha querido bajarse del carro para tener la esposa, los niños y el perro (tal vez sirvió para la inspiración de Amor Fati), es la introducción al experimento que va a suceder. Scully le pregunta ¿Quisieras tener una vida normal? Y aun cuando la respuesta es obvia y no necesita experimentarlo, Mulder va a tener esos momento tipo Dimensión Desconocida cuando Rob Serling hacia la pregunta o daba la introducción y en adelante estamos viajando hacia una dimensión, distinta a la del mundo de la visión y del sonido, el reino maravilloso de la imaginación…

Pero antes de entrar ahí, Mulder contesta un poco indignado “esto” es una vida normal (aunque suponemos que ni el mismo cree eso) entrando a la defensiva. Lo realmente a reflexión cuando no se tiene una vida normal no es si se tiene o no, es si nos gusta o no.

Con estos pensamientos que se quedan en teoría en el aire, los agentes son detenidos por unos auténticos MIB en cabeza del pronto popular Morris Fletcher. Él cabeza del grupo nos pone de una vez en el plano cómico del capitulo. No nos encontramos a los hombres de pocas palabras y actitud irascible como aquellos de Jose Chung. Sin duda estamos frente al lado light de la conspiración.

La detención de nuestro agentes (para nada en el itinerario de una vida normal), sin duda habría pasado desapercibida si no hubiese pasado el evento, lo que determina el rumbo de la historia y la razón en si de todo esto. Mulder cambia cuerpos con Fletcher y con esto terminamos el teaser, que se desarrolle el mundo de los sueños.

Vamos a tener dos líneas de historia bien marcadas, como siempre, se se alternan y van y vienen pegándose y despegándose. Por una parte vamos a ver como le va a Mulder remplazando a un MIB real y por el otro vamos a ver como le va a Scully con una nueva versión de compañero y su camino para llegar a entender que algo raro sucede. De igual forma la historia tiene dos partes bien diferenciadas, en esta primera los protagonistas intentan averiguar qué es lo que pasa y en la siguiente lo intentarán solucionar.

La primera imagen tras los créditos es Mulder viendo partir a su compañera con el extraño MIB que ahora tiene su ropa (¡y con su camiseta gris favorita!). Mulder en shock, tiene que salir adelante con su habilidad de descubrir en segundos lo que ocurre y no caer en el pánico que un hombre común hubiese podido tener. Pero sin duda lo más difícil de esa decisión de menos del segundo es precisamente dejar ir a Scully con este desconocido. Claro, él no tiene mucha opción porque Fletcher corre rápidamente sin dejar muchas opciones.

Mulder tiene esos segundos para intentar encajar ideas y no permitir que disparen. La huida de Fletcher no le deja más que seguir el juego y seguramente más adelante planear como salir de esto.

Ese momento incomodo para un fan harcore de la mitolgía en el que por fin van al Área 51 y es en un episodio cómico.

Primera prueba de fuego y será la más sencilla, subirse al carro y fingir ser esta persona frente a sus compañeros y lo más indicado es dejarse llevar por la situación. No olvidemos que cambiar de cuerpo no es un suceso normal, pese a todo lo que ha vivido y pasado, creo que es una de las cosas más fuertes y extrañas que directamente le hayan sucedido.

Alejándonos de lo traumático siempre he considerado que este es uno de esos sueños cumplidos para Mulder, entrar a donde tal vez siempre haya querido estar, pero envuelto en ese “ten cuidado con lo que deseas” porque no lo toma como seguramente habría planeado hacerlo. Se deja llevar por la situación, por el plan a corto plazo de solo no ser descubierto.

Podría haber hecho algo más, tal vez con tiempo y si esto no fuera comedia. Si, tal vez habría podido investigar algo de este mítico sitio, pero por el momento hay que darle el crédito que cuando por fin se vio solo pensó en localizar a Scully.

Ella esta con este nuevo Mulder, un poco parecido al anterior, pero que si lo juzgamos por el incidente en la gasolinera aun no habría sido alarma. Excepto por el Dana y los cigarros (aunque mencionó los nazis, eso le daba actualidad).

Rápidamente descubrimos porque la labor de buscar lo más rápido posible la solución a esto se ve un poco demorada. Estar de encubierto en el Área 51 implica más que estar en el lugar de tus sueños y se va convirtiendo en el lugar de al menos sueños complicados. Como Fletcher, Mulder debe atender a sus compañeros y a su familia y el segundo intento por localizar a Scully se ve frustrado por la aparente línea no segura de su casa.

Hablando de su casa, ni en los más raros sueños del pobre buscador de la verdad habría estado el tener que acomodarse a la familia del hombre de negro en cuestión y no puedo imaginar que golpe de realidad tuvo que sufrir al entrar a esa casa, al entrar a esa habitación.

Simplemente no pudo hacerlo, no pudo seguir esa línea de la farsa y acostarse junto a una completa desconocida, sobre todo si pensamos que esto es territorio desconocido. Mulder no sabe que tipo de cosas le esperan si se conoce con Joanne en estas circunstancias, ¿tendrá que cumplir como esposo? Too much para él.

Por eso decide huir y quedarse en la sala siguiendo una de las costumbres de soltero más emblemáticas, ver porno. Después de todo si está la señal ahí, es un crimen que se desperdicie.

Pero aquí es donde vemos un cambio. Vemos que después de analizar todas las posibles situaciones, Mulder desiste y decide seguir llevándose por la situación. Lejos, muy lejos estamos de la mitología. Es Mulder y porno lo que tendremos por esta noche.

Hay una tercera línea de historia que nos permite conocer mejor lo que pasó y permitió el cambio de cuerpos. Esta parte, aunque en tono de comedia, es la seria del asunto. El accidente de la nave es la clave de la situación surrealista que estamos viendo.

Scully tendrá uno de los episodios más criticados por su manejo de la situación. Los x-philes reclaman muchas señales tempranas para sospechar que algo sucede. Creo que los puso a prueba de manera intensa porque todo el episodio tendrá esta constante en ella. Fletcher cambia todas las reglas y en parte Scully está viviendo las consecuencias del “cuidado con lo que deseas” porque lo que tendrá será a un Mulder bajado del carro, obviamente no como ella (o algún escritor de fanfics) lo quería.

El nuevo Mulder, asumimos, también está intentando adaptarse aunque vemos que mejor que su otra parte en Área 51. Fletcher ya debió trazar todo un plan para convertirse en perfil bajo y cambiar las cosas a como las tenia el dueño del cuerpo. Kersh es la primera parada y aunque nosotros vemos los obvio su actuación, Scully esta teniendo su debate interno por lo que ocurre.

No vamos a negar que ella intenta averiguar lo que pasa, pero  ve a su Mulder físicamente, siii, coqueteándole a la secretaria de Kersh (alarmas totalmente encendidas) y dándole nalgaditas. Pero seria totalmente desconcertante que para este punto ella sospechara de un cambio de cuerpos producido por una nave experimental (que si fuera Mulder, al primer Fox lo sabría, pero no, le dejaron este papel a la escéptica)

Todo un camino de migajas a recoger tiene ella para llegar a medio dilucidar. Mi recomendación, mucha paciencia, son seis años de escepticismo.

Llega la mañana también para Mulder quien ya no podrá evadir más la situación de estar en una casa ajena pero ser el protagonista. Enfrentamiento directo con Joanne por no haber ido a dormir en la habitación. Los shippers del mundo se alegraron de saber que Mulder había mencionado a Scully en sus sueños e inmediatamente la pone en el ojo del huracán con la esposa del propietario del cuerpo.

Con Joanne me detengo un momento para hablar del cast. Aunque este capitulo estuvo casi todo escrito para el amigo de David Duchovny, Garry Shandling, este no pudo hacerlo y le dejaron la responsabilidad a otro grande de ese tipo de comedia en américa, el señor Michel McKean quien entre otras estuvo en Saturday Night live y Joanne interpretada por Nora Dunn también estuvo en el icónico programa. Así que aunque se piense que el papel de Joanne no tiene mucha de la intensidad cómica como el de Morris, la verdad es que si, ella tendrá el peso de ser la seria de la comedia pero sin duda nos dio muchas risas. Que buen acompañamiento de verdaderos comediantes de carrera para esta historia.

Mulder esta en problemas y no tiene ni idea de lo que le espera, así como no tiene ni la menor idea de como ser esposo o padre y eso no lo descalifica si es lo que creen que quiero decir. Lo que pasa es que Mulder llegó a una parte muy incomoda de una relación matrimonial y él sin siquiera haber pasado por la buena, no tiene idea de como manejar la situación. No es gratuito que la imagen de Joanne aparezca como sombra en contrapicado. Ella llega a ser un gran obstáculo para nuestro agente en esta incomoda situación

Ver porno en un hogar con hijos, no comprender que sucede con ellos y no importarle (fantástico hacer la confusión con los nombres) y tener que llegar al desayuno familiar totalmente expuesto y con todos en contra. Al pobre le tocó la peor situación del mundo y con esto ya podemos suponer porque Morris quiere quedarse con la vida del agente.

Lo mejor es la forma como él se lo toma, no quiere hacer el papel, la situación le esta arrollando y solo contesta como puede, como es él, como si Mulder tuviese hijos adolescentes y les dijera “¿y Terence no? (es nombre gay)” y eso es lo que hace divertida la situación. Me encanta que esta enlodando más a este Morris y nos suelta “Okay, well, uh… Everybody have a, uh… a good day at your various, uh… All right.”

¿Mulder un hombre de familia? Al menos no de la forma convencional como le planteó Scully al comienzo del episodio. Si se queda con esta imagen de lo que es una familia, el pánico no lo dejará decidirse de abandonar la vida no normal que lleva.

Luego de arruinar el autoestima adolescente de su hija y tras de todo no haber llevado la leche. Joanne invita a una de las escenas más memorables de la temporada. Por supuesto, Mulder debes asearte, showtime!

Icono entre iconos la escena de la sincronización con Morris es lo mas gracioso que podíamos tener, Mulder en esos boxers y medias es lo más físico en comedia directa que podíamos tener, el hombre no esta en su cuerpo  y ahí lo tenemos bailando. Muy buena escena que siempre nos hará reír y gracias señor Snow por la música que lo acompaña. La escena es inspirada en el gag hecho por los hermanos Marx en la película Duck Soap y es una escena que ha influenciado mucho la cultura popular, en varias películas y animados hemos tenido el homenaje a esta historia, Bugs Bunny o La isla de Gilligan. La versión de X-Files tiene muchas similitudes en la coreografía, tantas que podemos llegar a suponer que Mulder imitaba en específico esta película

¿Quíen no ha pasado por esto de comprobar que somos realmente los que estamos del otro lado del espejo?

Los que no tienen ánimo para bailar son el soldado y Lana Chee o la abuela Top Gun, este par es de mis partes favoritas, sobre todo por la actuación de Julia Vera, increíble acierto en el cast que va a tener otra escena buena en la segunda parte.

Mulder por fin logra conectarse con Scully aunque no de la mejor forma, telefónicamente ella escucha a un hombre decirle un loco relato, y aunque pudo haber atado algunos cabos, aun no era el momento, apenas estamos calentando con ella.

En el mundo de los sueños, el fenómeno parece continuar y vamos a tener un incidente más en la gasolinera, bastante importante para toda la historia y que por el momento sitúa mejor a Mulder de lo que pudo haber sucedido y finalmente va a comenzar a tener la información que necesita para salir del enredo.

Esta escena también implica un poco de exposición para él al ir mostrando un pensamiento más independiente. Mulder no es el cínico Morris y tiene este momento en el que no encaja con el modus operandi de sus compañeros al no querer matar al encargado.

Para Scully las cosas siguen en ascenso luego de la llamada que como lo dije no se la creyó para nada pero que tal vez comienza a tener una pizca de lógica al ver salir a la secretaría de Kersh del apartamento de su compañero.

 Con esto si tendrían que haberse prendido todas las señales, pero de nuevo, no vamos a pretender que ella considere lo del cambio de cuerpos. Tal vez nuestra racional agente piense que ya el cambio de posición en el FBI le esta dando duro. Esto no se pone en el capitulo, solo obtenemos respuestas inmediatas como las miradas mientras él le da el discurso de niño bueno a Kersh, la nalga y el que le haya dado por jugar golf. Parentesis importante shipper, porque podemos decir que es un buen termómetro para ratificar que en ellos no tienen nada en este punto o siquiera guardan conversaciones sobre lo que hicieron el verano pasado en aquel pasillo, aunque esto lo veremos mejor en la segunda parte.

Incluso no tenemos algún reproche por la visita de medio día de la secretaria, tenemos un reproche general al no tener respuesta de su Mulder ante la exposición de un X-File. Creo que con esto iba con un plan trazado para ver si su compañero reaccionaba.

Esta parte es un como les dije es un enough para muchos, y es el punto máximo al que podemos llegar. Scully al menos ya reconoce que le pasa algo a su compañero, pero no cree que pueda llegar a hacer algo tan serio como unos de esos incomodos cambios de cuerpo.

 Claro, lo lógico era que ella mínimo le preguntará porque le está diciendo Dana. Es un error que ella no le corrige y por supuesto es el más notorio. Pero la idea era sostener lo más posible la farsa.

Más allá de las cosas físicas o técnicas, el top de Scully es que este Mulder no responda ante la verdad, ante los X-files, puede estar fumado, pero para ella la alarma se prende si él le dice que los X-Files ya no son de su incumbencia.

Mulder de alguna forma logra tener acceso clasificado del Área 51. Según la teoría de Howard, el incidente se debe al malfuncionamiento  de la nave que ha creado una grieta espacio tiempo. Cosa más ciencia ficción no se puede pedir y es un punto positivo a la historia. Que siempre la veo por las cosas divertidas y chismes de pasillo creados para Mulder y Scully, pero también hay una historia “sencilla” de fondo que puede pasar victoriosa en los enredos que ella misma puede tener.

¿Recuerdan en Synchrony cuando comenté que las historias de viajes en el tiempo suelen ser difíciles de sostener? Bueno, las de espacio tiempo también suelen ser difíciles de legitimizar en un 100% y ya en la segunda parte tendremos un par de cabos sueltos que no le restan a la historia, Dreamland se sostiene porque tiene una buena historia de ciencia ficción de fondo.

La entrada al área 51 nos da algunos datillos técnicos sobre lo que se hace allí según el universo X-Files. Llevan piloteando naves desde 1953, estas funcionan con sistemas anti gravitacionales que usan curvas del espacio/tiempo como energía (como agujeros de gusano tal vez) y el aporte de Mulder, el tiempo perdido actúa como en los casos de raptos, Scott lo complementa diciendo que el tiempo perdido es causado por el sistema anti gravitacional de las naves, después de todo no por los aliens en las naves.

La conclusión de todo este debate no es alentador, se sabe que causo el accidente, no como remediarlo, y como no hay mayores victimas para ellos, solo hay que limpiar las evidencias.

Scully decide ir a Nevada para indagar un poco, luego de la discusión con Mulder, me imagino que los cabos ya se ataron más y la llamada del extraño parece ya no ser tan absurda. Lo más positivo es comenzar a ver autonomía en la agente respecto a Mulder. En una actitud que se le da más a él, en este caso es ella a quien sin importar lo que haga él, va a salir a buscar la verdad. Esto si que es nuevo.

Guardala Scully, es de buena suerte y además crearas interesantes paradojas tiempo y espacio con ella.

Mulder tiene el segundo round con Joanne, donde tiene la tarea de acallar los temores de ella respecto a Scully y el matrimonio. Apela a la defensa de no soy el que tu conoces y Joanne nos sale con el chiste del viagra.

A no ser por el panorama de tener que tomar la pastilla azul, las cosas para Mulder hubiesen quedado en calma al menos por un rato mientras seguía viendo como salir de todo este enredo, de no ser porque la Scully de sus sueños llega a golpear la puerta de Joanne, y efectivamente, ¡si era nombre de Mujer!

Pasan cerca de cuarenta minutos para que nuestros agentes se vuelvan a encontrar, por supuesto el feliz con esto es Mulder porque después de todo con su llamada, logra que Scully vaya (lo que para él seria un gran adelanto) .

La escena para mi logra muchas risas con el fondo de Joanne gritando mientras Mulder intenta convencer a Scully que es él.

Ahora, debió usar información más intima que la del yogurt pero que más se le puede uno a ocurrir en ese momento tan frenético y eso también hace la escena oro. Mulder sabe perfectamente que su compañera no iría en total aceptación de lo que ocurría, reconoce y se lo dice que lo sabía. El dialogo es muy Mulder, no saber el número de la placa (tranquilo Mulder, ese tipo de datos tampoco es mi fuerte, no me los se) y el regalo de los fans fueron las líneas del hermano, oh, oro puro para los escritores de fanfics el reconocimiento de “Bill me odia”

Otro regalo para los cazadores de los momentos cotidianos de ellos dos, por supuesto la copa de yogurt con polen. Tal vez estos dos si tienen vidas normales, con dietas normales y discusiones de si funcionan o no.

¿Y Scully? That is so you, that is so Scully. Pero aunque no logramos convencerla, todo va a ayudando para que en el momento dado el switch se prenda.

Mulder promete otro tipo de pruebas, no del tipo de concurso de cuanto conoces a tu pareja, porque parece que no lo logró así, sino con pruebas más científicas y la caja negra de la nave se vuelve en el objetivo primordial.

Morris entra a escena intentando arruinar el plan de Mulder y lo acusa con Howard, llegando así a la conclusión de esta parte de la historia.

Necesitando un buen final por supuesto, un tipo de final que complique las cosas, Kersh llama a Scully para comprometerla. Tendrá que seguir sus órdenes, atrapar a Mulder, y es tal vez en ese instante donde todo comienza a tener sentido y lógica. Como ella lo afirmó, su Mulder no entregaría a ningún informante por más charlatán que este resulte. Luego tenemos esa mirada, ahí hubo esa conexión y finalmente la pregunta que lo resuelve todo “¿yo haría eso?” y si, la exteriorización de parte de este extraño para que se pregunte si Mulder actuaria así en algo tan serio. Fue todo un capitulo para llegar a este punto, para que Scully se convenciera. Lo mejor por venir es como Scully resolverá el asunto, pero eso ya es parte de Dreamland II.

DREAMLAND
Para nunca olvidar: Mulder’s dance.
Podriamos vivir sin ello: Entrar al Área 51 y no sacarse al menos un archivo confidencial.
NOVIEMBRE 29 1998
6X04
Writer: Vince Gilligan, John Shiban & Frank Spotnitz
Director: Kim Manners

 

2 comentarios sobre “Dreamland 6×04

  1. ¡¡¡¡¡Por Fin!!!! Tus Reviews son fantásticos… y realmente esperaba el nuevo… sigue adelante por que si como escribes haces cine o t.v. serás entonces habra una directora colombiana excelsa

    Continua niña… continua que mi esposa y yo disfrutamos tu trabajo

  2. Recuerdo cuando vi por primera vez Dreamland, lo difrute mucho…me encanto los enredos y problemas por los que paso Mulder =), odie a Morris y me desespero scully por no darse cuenta al instante que ese no era su Mulder.

    Excelente Review =) muero por leer la segunda parte jijijiji saludos Angie!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s